miércoles, 30 de diciembre de 2015

Como manchas rojas que la rodean

Nos dejó
un agujero
negro.
Ningún
solo es
rock.
Esas complicidades
que se desvanecieron
en espacios
contiguos.
A la plaza.

viernes, 25 de diciembre de 2015

Paciencia

Me puedo pelear
con él pero,
siempre nos perdemos
en el almuerzo.
El hombre más medido
de mi vida.

viernes, 11 de diciembre de 2015

Life

Levantarse
todos los días.
Con los
dos celulares.
Casa, un móvil
y que te lleven
para que
te traigan.
¿A dónde era?

domingo, 6 de diciembre de 2015

En linda locura.

La veo como fantasía.
Sé que no es como tal.
Es más independiente.
Y no hace las cosas
por su propio beneficio.
A mí
quizá me pasa
como una repetición
de una relación
que nunca pasó.
Como la dramaturgia
de un cumpleaños,
que no se
nos borra.

viernes, 4 de diciembre de 2015

Q [Sin maquillar]

Hacer algo
por algo,
lo hiciste
en la segunda.
Sacate en la última.
Algunos
dijeron
continuidad
con el primero
jugando con los autitos
frente al escritorio.
Un padre
estocadamente
vestido.

martes, 1 de diciembre de 2015

En otra función.

¿Cada uno habrá
armado su pareja?
Quizá quede
como imaginación.
Estoy empezando
a tener dolores
donde antes
no tenía.
Algunos le dicen
madurez.
No le preguntes
a mi corazón.
Se pudrió
con el paso
del tiempo.

sábado, 28 de noviembre de 2015

Quedamos en 1 [Palabras más, palabras menos]

Vivimos un momento
Smashing panquequés.
Los demos
están saliendo
para el ojete.
Estoy haciendo
los peores covers
para una próxima
generación.
No me olvido
de cepillarlo
a Quiquito,
porque
con los sellos
nos vuelan
los rulos.
Qué dolor
cuando
no sabemos
nuestro manual
de operaciones.

viernes, 27 de noviembre de 2015

Sin morder

"Grabá tus voces
borracho.
Vas a aprender
esos detalles
que salen
de tu voz
como les pasa
con el ruido
a tus críticos".

RB

jueves, 26 de noviembre de 2015

El sonido de un blíster cuando lo abrimos

Una vez dije que para leer a Pizarnik debíamos estar acompañados. Hoy creo que para sobrevivirnos necesitamos cucarachas, lost on the beach.

¿No te acordás que te bardeé en pedo por Facebook?

"Johnson estaba rememorando del modo en que lo hacen los viejos y me habían advertido de que hablaría acerca de los cyborg -esas personas que cruzaron velozmente la escena de los negocios a comienzos de este siglo XXI nuestro. Aun así, había tomado una buena comida a su cargo y estaba listo para escuchar.
Y, como sucedió, fue la primera palabra que salió de su boca.
-Los cyborg -dijo- no estaban regulados en aquellos días. Hoy en día, su empleo está tan controlado que nadie puede obtener ningún beneficio de ellos, pero hace un tiempo... Uno de ellos hizo a esta compañía el negocio de diez mil millones de dólares que ahora es. Yo lo elegí, ¿sabe?
-Me dijeron que no duraron mucho -dije.
-No en esos días. Se extinguieron. Cuando uno agrega microchips en puntos clave del sistema nervioso, luego, en diez años a lo sumo, el cableado se funde, por así decirlo. Luego se retiraron... -una pequeña laguna- conformes, ¿sabe?
-Me extraña que alguien se sometiera a eso.
-Bueno, los idealistas estaban horrorizados, por supuesto, y es por eso que llegó la regulación, pero no fue tan malo para los cyborg. Solo ciertas personas podían hacer uso de los microchips ­cerca del ochenta por ciento de ellos eran varones, por alguna razón- y, para el tiempo en que estuvieron activos, vivieron vidas de magnates navieros. Después de eso, siempre recibieron el mejor de los cuidados... no diferente del que recibían los atletas de primera línea, después de todo; diez años de vida joven activa, y luego el retiro.
Johnson sorbió de su trago.
-Un cyborg no-regulado podía influenciar las emociones de otras personas, ¿sabe?, si estaban bien instalados los chips y tenían talento. Podían emitir juicios sobre la base de lo que percibían en otras mentes y podían reforzar algunos de los juicios que estaban haciendo los competidores, o despertarlos para bien de la compañía local. No era injusto. Las otras compañías tenían a sus propios cyborg haciendo lo mismo -suspiró-. Ahora, ese tipo de cosas es ilegal. Es una pena.
-Escuché que esa ilegal colocación de chips sigue haciéndose -le dije, confidente.
Johnson gruñó.
-Sin comentario -dijo, y lo dejé pasar-. Pero incluso hace treinta años -continuó-, las cosas estaban todavía a la vista de todos. Nuestra compañía era solo un punto insignificante en la economía global, pero habíamos localizados dos cyborg que deseaban trabajar para nosotros.
-¿Dos? Nunca antes escuché eso.
Johnson me miró ladinamente.
-Sí, nosotros lo arreglamos. No es ampliamente conocido en el mundo exterior, pero devino en un reclutamiento inteligente y eso era ligeramente -sólo una pizca- ilegal., incluso entonces. Por supuesto, no pudimos contratarlos a los dos. Conseguir que dos cyborg trabajen juntos es imposible. Son como los grandes maestros de ajedrez, supongo. Póngalos en la misma habitación y automáticamente se desafiarán mutuamente. Competirían continuamente, cada uno intentando influir y confutar al otro. No se detendrían -realmente no podrían- y se fundirían el uno al otro en seis meses. Varias compañías lo averiguaron, a gran costo, cuando los cyborg entraron en operación.
-Puedo imaginarlo -murmuré.
-De modo que ya que no podíamos tener a los dos, y solo a uno, queríamos al más poderoso, obviamente, y eso solo podía ser determinado oponiendo el uno al otro, sin permitir que se arruinaran. Me dieron a mí ese trabajo, y estaba bastante claro que si escogía a uno que, al final, resultara inadecuado, también sería mi final.
-¿Cómo lo hizo, señor?
Sabía que había tenido éxito, por supuesto. Una persona no puede convertirse en el presidente del consejo de una firma de nivel mundial por nada.
-Tuve que improvisar -dijo Johnson-. Primero, investigué a cada uno por separado. Los dos eran conocidos por sus códigos, para decir la verdad. Es esos días, sus verdaderas identidades tenían que estar ocultas. Un cyborg que se supiera que era un cyborg era medio inútil. Ellos eran C-12 y F-71 en nuestros registros. Ambos estaban al final de los veinte. C-12 no tenía compromisos; F-17 estaba comprometido para casarse.
-¿Casarse? -dije, un poco sorprendido.
-Por cierto. Los cyborg son humanos, y los cyborg masculinos son muy buscados por las mujeres. Es seguro que serán ricos y, cuando se retiren, sus fortunas estarán habitualmente bajo el control de sus esposas. Es un buen partido para una joven... Entonces los puse juntos, con la novia de F-71. Deseaba ansiosamente que ella fuera guapa, y lo era. Encontrarme con ella fue casi un impacto físico para mí. Era la mujer más hermosa que hubiera visto jamás, alta, de ojos oscuros, con una figura maravillosa, y apenas algo más que una insinuación de ardiente sexualidad.
Johnson pareció perderse en sus pensamientos por un momento, luego continuó.
-Le digo que tuve la fuerte inclinación de ganar a la mujer para mí mismo pero no era posible que cualquiera que tuviera un cyborg lo transfiriera a un simple ejecutivo novel, que es lo que yo era en esos días. Transferirse ella misma a otro cyborg sería otra cosa... y pude ver que C-12 estaba tan afectado como yo. No le podía quitar los ojos de encima. De modo que permití que las cosas evolucionaran para ver quién terminaba con la joven.
-¿Y quién fue, señor? -pregunté.
-Llevó dos días de intenso conflicto mental. Cada uno debía haber consumido un mes de sus vidas laborales, pero la joven salió con C-12 como su nuevo novio.
-Ah, entonces usted escogió a C-12 como el cyborg de la firma.
Johnson me miró fijo con desdeño.
-¿Está loco? No hice tal cosa. Elegí a F-71, por supuesto. Ubicamos a C-12 en una pequeña subsidiaria nuestra. No sería bueno para nadie más, ya que le conocíamos, ¿sabe?
-Pero, ¿me perdí de algo? Si F-71 perdió a su novia, y C-12 la ganó... seguramente C-12 era superior.
-¿Lo era? Los cyborg no muestran emociones en casos como este; no emociones obvias. Es necesario para los propósitos comerciales que los cyborg escondan su poder, de modo que la cara de póquer es una necesidad profesional para ellos. Pero yo estaba observando muy de cerca -mi propio trabajo estaba en riesgo- y, cuando C-12 salió con la mujer, noté una pequeña sonrisa en los labios de F-71, y me pareció que había un brillo de victoria en sus ojos.
-Pero perdió a su novia.
-¿No se le ocurre que quería perderla y que no sería fácil disimular su entrega? Tuvo que trabajar sobre C-12 para que la quisiera, y sobre la mujer para que quisiera ser querida... y lo hizo. Ganó.
Pensé sobre el asunto.
-Pero, ¿cómo pudo estar seguro? Si la mujer era tan guapa como dijo que era... si estaba radiante de sexualidad, seguramente F-71 habría querido retenerla.
-Pero F-71 estaba haciendo que ella se viera deseable -dijo Johnson con tono grave-. Apuntó a C-12, por supuesto, pero con tanta fuerza que el exceso fue suficiente para afectarme drásticamente. Después de que todo pasara, y que C-12 se quedara con ella, no estuve más bajo la influencia y pude ver que había algo duro y podrido en ella... una especie de brillo egoísta y depredador en sus ojos. De modo que escogí a F-71 inmediatamente y fue todo lo que podíamos desear. La firma está ahora donde usted ve, y soy el presidente del consejo".

(Isaac Asimov "The Smile of the Chipper", 1988).

sábado, 21 de noviembre de 2015

ULTRA

Se comporta como perro. No dejó mi garantía. La nena me espera por cada vez que salgo. Aunque sea por su propia necesidad. Ella espera que vuelva.
Todos piensan que son independientes, pero ella por cada vez que salgo espera que yo vuelva.
Mi mamá le da de comer como un sustituto de mi papá, por decirlo de alguna manera. Mi gata siempre estuvo al lado de mi viejo. Y en sus peores momentos.
Hoy le acaricié el pecho, como me rasco como Tato Bores, después de una joda, en un departamento compartido. Ella es mi Mauricio, que me recuerda que la vida es otra y me resisto. Como le pasa a ella, nos pasa cada día en la calle.

viernes, 20 de noviembre de 2015

Yácon

Un lugar en el mundo,
es poder seguir
y que el agua
dé sus frutos,
entre piedras
y cambios.
Aunque suene
como ringtone.

martes, 17 de noviembre de 2015

Los proyectos abandonados en la segunda hoja (Todo para ver)

Hay cosas anotadas. Con todo los bols encima. Escritos como un electrocardiograma. Hay muchas cosas inconexas que en cosas ya publicadas las estoy encontrando, ahora. Tendría que depurar porque se va en recálculos o peor, en cicatrices. Hay antecedentes.
¿Cómo lidiar con todo esto? Pfff. Como acomodar los papeles desordenados de años para que lleguen a bajarse sin estancarse con queso filadelfia. Un brainstorming lleno de nubazsonges. Aunque cambie o mejore los gustos, siempre caigo con el pendrive que repite más de lo mismo. El gaste.
Salud,

Alan G.

viernes, 13 de noviembre de 2015

Fantino no es rubio

Llegó a la punta del iceberg.
Te hizo el pago por internet.
Buscó a los chicos.
Hizo las milanesas.
Te cogió como pudo.
Y aprendió a lavarse,
con jabones de niño.
Desconocido aunque,
¿Merece homenaje?
[Estamos pensando la próxima portada]

Avenida Colón.

"No le hagas bullying al turco porque qué, de qué, como sin como qué, y te lo llena de qué tomas y otras medidas como amenaza".
Telo cerró. Así.
(Simplificado lo canturreaba, mi papá. Allá.)

Un agædress

Un tipo escondido
con los pisos
llenos de pajas
pegadas
en el piso
y su abandono elegido.
Computadoras viejas
de fondo
como su teléfono fijo.
Y los llamados
sin saber
quiénes
ser.

jueves, 12 de noviembre de 2015

Fantasía del anotador.

Cada uno tiene su ejecutable.
Como frase hecha o como quieras llamarlo.
A veces de noche
nos sacamos
los engranajes del cerebro
con líquidez
y después tratamos
de armarlo otra vez,
de día.
Y algunas piezas quedan sueltas.
Algunos las tiramos adentro
para que retumbe
en el motor
y milagrosamente
se ubique en algún lado.
También se te pueden
trabar todos los engranajes.
Generalmente pasa en segundos.
No lo hagan esto
en sus casas
con sus cuentas de Twitter.

sábado, 7 de noviembre de 2015

Un silencio no es duda (Llamada de larga distancia)

Cuando salí del closet no quise culpar a nadie. Lo digo hoy. Algunos se hacen cargo como un registro del sistema operativo. Ninguno estuvo en la primera vez. Como hoy.
Nunca estuve con las transformistas ni con los híbridos que me arengaron en los boliches gay. A veces con gran tristeza llamé la atención como una hormiga en la multitud.
Hoy mientras pasaba en la Marcha del Orgullo Gay de Buenos Aires hice un gesto. No llevaba anteojos y fuimos el linterna verde.
Sonreí desde el subte en Plaza de Mayo hasta Puán.

viernes, 6 de noviembre de 2015

Tester de Violencia.

"Antes de todo era igual. Cuando se concibieron las cosas que me iban sucediendo, las ambigüedades estuvieron presentes. Lo que no me gustaba me terminaron fanatizando. Con el tiempo esos gustos tuvieron sus mesetas. Se me volvieron un poco más como testigos que para una puesta en escena.
Los químicos me ayudaron un tanto, no lo puedo negar. Algunos necesitan levantarse con música eufórica, una copa o mirarse una porno para bancársela. Los días a días. Como escuchar The Doors a través de los Cure o Led Zeppelin con Duran Duran. Cerati lo hizo con Spinetta en mí. Calamaro y el Indio siguen juntos. Algunos medios llevan a otras trayectorias. Sin fin. Tomo pastillas para ocultar el trasfondo sin sueños.
Hace unos días me armé un playlist de música que me bombardee el corazón para seguir una experiencia repetida por un mismo lugar que cambia cada vez que escucho en otro instante otro momento, una historia repetida, un rito sin comulgar, una relación sin vernos por así y nos dejaron sin agua por trabajos en el barrio.
Hay de todo, desde el antes, ahora y sin el lo que vendrá. Un loquero maravilloso para un policia de tránsito. Músicas para bracearla con los sonidos sin aguas en el porvenir. Un vacío para llenar los pulmones sin que se te pinchen y se te copien como redondeles. Quizá un estigma por resolver.
Cuando salí de mi curso, me acuerdo que una profe estaba en sus lecturas hablando de mitos del Sísifo que motivaron a muchos existencialistas. A fin de año, me dejó ver el backstage y arengó a mis viejos compañeros: "Actuen, ya sabemos que el mundo es una mierda. Disfrutenlo". Hubo mucho trabajo para sacar lo sucio que surgió de las improvisaciones que pude llegar a ver. Nunca se los devolví como espectador. 
-¿Como venganza?
- No. Como es para algunos el showbiz.- Le respondió.

lunes, 2 de noviembre de 2015

11:11 Coral

Desperté a las cinco de la mañana en medio de un sueño que se borró como las marcas de las tizas en un pizarrón. Quedaron restos de polvos que no se conectan entre las  vetas sobre la superficie. Me restregué los ojos para ver mensajes en el celular. Notificaciones, ninguna.
La noche se había puesto dura por la falta de energía eléctrica y el cansancio que creció con los calores nocturnos. Pero creo que fue una excusa para que salgan las faltas, aquellas sin pensar, se fueron llenando en la bolsa sin fondo de vínculos. Lo que la televisión y otros medios no nos lo pueden tapar.  Lo que ella puso hasta que punto. Lo que hizo él hasta este punto. La degradación de una relación que tuvo sus frutos y no encontraron la manera de resolver diferencias, que incluso en estos tiempos, se hicieron oídos sordos. Mientras enumeraba en la búsqueda de un abogado que defendiese imposiciones, la tontería de un abanico sobre el diario y los silencios. Los hombros se levantaron sin respuesta.
Una cena entre las velas con una carne rica y tierna que las devorábamos sin disfrutar. Buscar el salvoconducto de terminar la cena para buscar el detergente para quitar la mugre,  miserias que se llenaban con las sobras en los tachos de la basura. Lavar, lavar las cosas para ver si en algún momento dejen de aparecer ese futuro que se hace presente. La indiferencia nos está matando. Preferí toda mi vida una posición condescendiente que viene de adentro, también de afuera y nos carcome el carácter para decir un “basta por favor”.
Me acosté lleno de sudor en la oscuridad con el ventilador encendido adrede a la espera de algún milagro nocturno. Me acordé en silencio que en el día me habían aconsejado tener una pareja, alguien con quien compartir cosas sin tanta síntesis química y la vagancia en tomar iniciativas. “Estás en edad de merecer” mientras pensaba  que todos tus patrones de acción te observan para buscar los restos de los vicios que se supone sobrellevás en estos últimos tiempos. Las seudonecesidades, un elíxir lleno de humo con sonidos de una radio natural que tarareo por las noches. Trato de armonizar un escape antes de irme a dormir. Apreté la descarga del baño y me acosté . Mi sueño llegó nunca anunciado.
A las cinco, el ventilador se encendió y por lo mínimo que parezca, hay pequeñas cosas que te pueden hacer feliz. Conformismos que nos apalean la ambición pero con el tiempo son aquellos que te mantienen despierto para buscarle una vuelta de tuerca. Eso, con los matices de un dibujo, que en nuestra imaginación idealizamos y a la hora de un buen día sonriente, todavía les gruñimos.

viernes, 30 de octubre de 2015

Deco sin clicks

A las once y media
creemos.
Algumos vieron
ese llanto
como risa
en el pasillo.
La niña esperada,
sin aviso
para los chicos.
Los celos
que se confundieron
con cada uno
que vino.
Un Sabina
que nunca apareció.
Anotado
y con tachas.
Un stand up
de todos
los días
al lado.
Hay discos 
que ni
me escuchás
en el espacio.
Innumerada
para esta familia,
pero que sesostiene
en el todo. 
***
No fuiste los ojos de papá y hoy estás dando esos detalles

jueves, 29 de octubre de 2015

Despacio y Tiempo

¿Qué movimientos podés hacer cuando algunos de los bloques ya no están? Mi hermano le pondría fuentes, como hacen los orientales. Me van a costar las hojas arrancadas para una reescritura sin espacios.  Algunos lugares se volvieron stalkeos de un avance. Más que un cenicero me van a tirar un cajón de cerveza. Sucker.
Antes la imitación las hacía frente al televisor en mis soledades infantiles y adolescentes. Todavía trabajaban y no me hacía tanto problema con mis papás. Hoy veo el video de Try, Try, Try como anecdótico. Estoy encontrando viejas lecturas no leídas para seguir esos caminos donde quedaron. Un libro de separación. Sin el ribete que tanto me plagaba los textos con las oraciones largas.
Vivo con telegramas. Una forma de como convivo con ciertas relaciones. Creo que la inestabilidad a veces pasa por esas voces que apago con la música o en la combinación de mis prejuicios a la hora de la paja mental.
Parece que está todo acomodado. La semana pasada también parecía que todo estaba acomodado. Como los climas. Antes hacía calor en estos días. No creo que Emmeth Brown tenga un guion mejor de cierta involución de la especie en el 2015.
Algunos canales todavía los prendo. Como mera ilusión. Algunos elementos se componen con imágenes y celuloides. Ellos también sabrán darme en el hueso. Aunque parezca silencio.

viernes, 23 de octubre de 2015

Acá

-Hey man, slow down... Nice.
Estábamos en una cabina. Llenos de esperma seca por las paredes. No pude más por más que empujase. Acabé. Me saqué el forro con los restos de él como de los míos. Tenía un tatuaje en la espalda. Nos dimos un beso mezclado de lenguas llenas con menta de chicles y cerveza.
Nos dimos ese beso como si nunca pasase.
-Hey, man. Your name?
Después de una cogida estupenda solo atiné a levantarme los calzoncillos y los pantalones. Me supo limpiar los restos con papel tissue como nuestra acción. Lo que se nos fue.
-...
-Cat got your tongue?- me dijo.
Sin respuestas salí de la cabina. No hubo disparos después de tanto ensayo.
Él se fue para otro lado. Lo busqué para retomar lo que había sucedido. Era un tipo ideal y estaba ajeno a todo lo que nos pasaba. Busqué en el baño y no lo encontré. Cruzé en el cruising. Todos toquetearon un rato. No, se nos fue entre los laberintos.
Busco en otro error tu espera pasada como una ronda ya paga. Un despistado que te cubrió. Un vidrio roto enfrente por las circunstancias. Nadie se olvida de un elefantito que se durmió un rato antes para volver a trabajar. Cuando se te rompan los cierres.

jueves, 22 de octubre de 2015

viernes, 16 de octubre de 2015

Sin embargo

¿Nunca esperaste a que todo te sucedía?
Como una fiesta privada donde todos saben.
Estuvimos solos y estamos,
como la tortillera con el puto que no se define.
Un aleph es una fiesta vieja.
Las telarañas con los hits que se fueron.
Vivimos

La Gaviota

Soy bastante cagón. Varias veces pensé en suicidarme pero no me dan las agallas. Siempre encuentro un pero para el peso. Era para otra frase. Hubo varios períodos de mi vida que siempre le encontraba el fin a solucionar toda esta desesperanza que me ataca y de algún modo, mis medicaciones todavía me sostienen.
En la adolescencia, cuando ya me decían y no me daba cuenta del puto que fui descubriendo, escribí una nota ficcionalizada sobre mi muerte. Lo escribí con la voz de una chica en una máquina de escribir. Le puse Natalia. De alguna manera, uno de mis hermanos se enteró y se armó un bardo terrible con un compañero del colegio. Creo que, a pesar del paso del tiempo, hubiera dejado el puto sin el punto final. Si total, ya lo era. No quería reconocerlo.
Cuando terminé la secundaria y empecé la facultad, tuve un bajón anímico muy grande. Mis viejos habían perdido su trabajo y yo estaba entre laburos. Era bastante depresivo todo. Mi sexualidad no se definía con putas y me pagué un taxi boy. Estudiaba para contador y no me gustaba. Un día quise ahogarme con una almohada. Un juego infantil. A la mañana siguiente, mi vieja me despertó con el suicidio de Favaloro. Era una señal, no me mato más.
En mi primer brote psicótico hubo deseos de morirme. La cabeza funcionaba a mil voltios en soledad. Estaba con una paranoia enorme por efectos de la abstinencia al alcohol y no me podía dormir hacía días. Hice lo imposible. Me llevaron al psiquiatra, me dieron unos ansiolíticos y me mandaron a dormir. Estuve delirando por un buen rato. Los aparatos se detenían con mi mirada. La compu se tildó. Empecé a tener la sensación de un pedido de saltos. Tenía el balcón a mano y me pedían que salte, que salte. Ninguna malvada voz interior. En un llamado a mis viejos les pedí que me ayuden con mis pensamientos y me llevaron al sanatorio Mitre. Me inyectaron un calmante del cual me despedacé a llantos con el pinchazo. La droga no me durmió del todo mientras me llevaban en el auto. Viví tres meses en el cuarto de mi hermana hasta que se armó bardo con mi viejo y me mudé. El balcón empezó a tener una red, por si las moscas.
Hoy el suicidio para mí es parte de mi trabajo. Vivo de un medio de transporte donde la gente se mata sin gastar un peso. Salta a las vías y chau picho, no hay vuelta atrás. Hubo días que tuve en menos de una hora, dos muertos. Vi videos de tipos dándole su último baile dedicado a la muerte. A veces trato de pensar en lo que pudo haberle pasado al otro para tomar semejante decisión. Soy tan fashionable que no me imagino en pedazos de carne cauterizada entre la mugre y los hierros debajo de una formación.
Hoy pensé en quitarme la vida. Por boludeces domésticas, si me las pongo a pensar. Me salvó que tengo la tarjeta de crédito con gastos de por lo menos año y medio por delante. Consuelos. Para cuando termine de pagarlas, supongo que tendré otros problemas por resolver. La existencia, a veces, te juega otras pasadas. En otros escenarios. El suicidio no es un tubo de ensayo.

domingo, 11 de octubre de 2015

La noche en los bares

Como giré ante su mirada. Fuí en busca de satisfacción momentánea. Me encontré en la barra y pedí una pinta. Me quedé apoyado en la barra a ver qué encontraba. Soy bastante tímido y siempre ando con los rayes químicos que me sostienen. Y él apareció.
-Acá no se puede fumar, pero ¿Tenés fuego?- me dijo y me sonrió.
-Hay un fumadero arriba.- le contesté.
Subimos.
El balcón del bar estaba lleno de gente. Nos predimos unos puchos y charlamos un rato. Hablamos de la música que sonaba en el bar. Coincidimos que no había nada nuevo. Compartíamos los mismos gustos. Como dos pompas en el mismo sitio. Nadie se animaba a dar el primer paso. Al lado se prendieron un porro y se olía a cerveza añeja. Él estornudó.
-Me da un poco de alergía esto.-me dijo
-Hace mucho que no fumo porro. Por prescripció médica. No me molesta que fumen.-le dije.
-Podemos ir a otro lado ¿Te parece?- me retrucó.
-Bueno, dale-
-Vivo acá a unas cuadras ¿Querés venir?- me preguntó.
Bajamos las escaleras. Fuimos caminando por el centro de la ciudad totalmente vacía. Íbamos en medio del silencio de un centro inimaginado. Se nos escuchaban los pasos. Llegamos a la puerta del edificio. Subimos por un ascensor antiguo.
Al entrar al monoambiente, que sin embargo tenía techos altos, abrió una cerveza y puso la música desde la computadora.
-Fijate que te gusta- y se prendió un cigarrillo.
Miré lo que había en su carpeta. Tenía música distribuida por género, artistas y años. Muy meticuloso, como estaba su casa. Un ambiente con un sillón cama y unas mesas ratonas. Una biblioteca tapizada por diarios viejos. Tenía un disco de Cerati. No pude resistirme en pedirle que lo ponga.
-No te veía con esa veta. ¿Querés un vaso?
-Sí, dale- le contesté.
Abrió una cerveza con el encendedor. No lo esperaba de un flaco como él. Era un twink que no esperaba tanta hombría. Tenía las cejas depiladas pero no se afeitaba su barba que le crecía como arbustos en la ruta. Nos sentamos en su sillón cama a escuchar el disco.
Hablamos de bueyes perdidos. Qué hacíamos. Nos divertimos de la rutina que llevábamos. Él se rió cuando me llegaban mensajes al celular.
-Son clippings, no te hagas drama.-le dije.
-¿A esta hora? Que molestos.-me contestó.
-Los aparatos no tienen noches.-le sonreí.
Y sonó Engaña. Se puso a gesticular la letra en lipsync y se me puso encima arriba del sillón. Me cantó la canción entre divertido y perverso. Antes de los coros de Leo García ya estábamos a los besos.
El disco quedó sonando de costado.
Cogimos. Me contó entre puchos que se vino de su pueblo natal y del laburo. Que lo jodían porque era un alien en el trabajo. Por su manera de vestirse, sus gustos. No hay empleados así, me dijo.
-Para mí es tan normal- le dije.
Nos dormimos con las primeras luces de la mañana. El tránsito hacía otros ruidos con la música que quedó en la compu. Quedaron los playlist.
Para el mediodía me mandaron un mensaje por Whatssap.
-¿Dónde estás?-
-Estoy en la casa de Alejandro- mentí.
-En un rato viene Manu a hacer el asado.-me contestó mi hermana.
-Ok.- le contesté.
Estábamos los dos acostados en su sillón cama. Él dormía y le acaricié la espalda para despertarlo. Se lo veía felíz.
-Me tengo que ir.- le dije.
-No me dejes así- me retrucó.
Nos besamos sin tanta pasión. Nos dimos abrazos de oso como rusos en lucha.
-Pasame tu celular- me dijo.
-Te mando un sms y te queda grabado.- y le mandé un mensaje.
-Me llegó. ¿Cómo te llamabas?- me preguntó.
-Agendalo como Javier.- le contesté.
-¿Javier?- me dijo con sorpresa.
-Es un chiste- y le di un beso.
Me acompañó hasta la parada del colectivo en Córdoba y Alem. No nos tocamos por la gente que estaba en la parada. Me tiró un beso como si fuese la última vez que nos veríamos.
Hoy todavía nos mandamos mensajes por las noches de desvelos y arreglamos para hacer la previa.

sábado, 10 de octubre de 2015

Sin King, Carl Sosé

Empezar a escribir de corrido. Sin tanta métrica, salieron cosas fabulosas que esperás que salgan aunque duelan en un principio. Hice lo mismo como una fiesta. La previa sin previa. Un café de mi vieja calmó la cartera llena de sacacorchos. Un globo que pasó de largo en la esquina. Sin analogía.
Empezar con las comas para poder saber usar los puntos, mis comas y  [mwa.ˈʀe]. Cuando todo pasaba por el lenguaje todo nos pasa como un efecto empírico. Mis glándulas se obturaron con un freno de mano que supo adelantarse. Algunos nos quedamos cómodos como un sintagma del análisis de sangre. Algo se puede cambiar, aún en pausas.
Si alguna vez todo viento y toda lluvia se remermora, hoy toda piel distinta nos pide algo bueno. No tan lleno de cliché, ni  fatalismo. Lo extraordinario es escuchar u oler el pedo de mujer. Sin tanto perfume. Diferente a los que nos hacemos los boludos en el viaje.
Un pez con aguas más llenas de holas que esperan arenas por humedecerse con tanto candor.

viernes, 9 de octubre de 2015

Sopor

Cuando
cae.
Sin luces,
te quedaste
en cuartos,
y se supone
el adjetivo
que corrompe
las ganas.
Los once
acordes
por dos
corazones
que se
vieron
a la salida.
Ingreso
con sentidos,
a una improvisación
sin signos que titilan.
Final como principios.
Improvisar
un desnudos.

jueves, 8 de octubre de 2015

T3gobis Stent (Entre dientes)

Lanza lápices
que se detienen
en mi mano.
Una caza furtiva
de un ready made.
Un fernecito
sin coca.
El Anito Gómez
nos dejó
sin millas.
The biss
cantó con
necesidad
de análisis.
Con un golpe
en el pecho
se te quemó
el departamento.

viernes, 2 de octubre de 2015

Salinas

Es cuando
en tu cuándo
se hace
chiquitito,
lleno de esquemas,
y sin hobby
para actuar.
Que no se te canse
tu antes,
que todos
saben
que esperan
de vos
una solución
inesperada.
El panoptista tendrá
una vida doméstica.
Alguna vez.

Stormelade

viernes, 25 de septiembre de 2015

Bon Jovi

<<DM- ¿Qué pensás de esos que dicen "Yo respeto mucho lo que hace Soda Stereo"?
GC- Para mí suena tan tibio>>.
(Daniel Melero y Gustavo Cerati entrevistándose en Rock and Roll, América Tv, 1992)

Me encanta que estés en la conversación. Que todos digan algo sobre vos. Lo que nos molesta aunque nos gusta. Sí, somos como las lesbianas reunidas de Stephen King. Y sin embargo, queremos estar ahí. Cuando nos aceptes esas cosas que parecen aunque no sean tantaaaaaaan así. Un beso, cachetada. La trompada ya me la comí. En una realidad.

jueves, 24 de septiembre de 2015

El Rastro

Más allá de la estridencia de los discos que se ponían a prueba, y se reversionaban entre sí, eran muy diferentes para una banda que comenzaba a consagrarse. Babasónicos tocó dos discos enfrentados con todas las paredes que sudaban rock, y estuvimos adelante. A la izquierda del escenario. Casi que los hombros no nos tocaban en el tumulto.
Estaban los simples, que venían de oferta con las entradas. Le regalé uno. Terminó el show y nos fuimos en taxi. Lo pagamos a medias. Me dio la guita de las entradas al pasar como obligada y subimos a su casa.
No hubo sexo. Nos quedamos acostados acariciándonos hasta el amanecer, vestidos sobre la cama.
Aliento contra aliento con una mano que se detenía como juego. Sonaba música de fondo que venía desde el living y el equipo de audio iluminaba la penumbra del departamento. La computadora apagada y sin ganas de fumar. 
Se hicieron las siete y media, y como en mi casa nadie sabía que salía sin volver, me despedí. Nos pusimos las zapatillas y subió el ascensor. Ella se puso las gafas negras y me abrió la puerta.
Me dió un beso en la mejilla.
Esta vez no.
Volví varias veces por el mismo lugar. Beodo y después de alguna fiesta pasado de rosca. Caminé y trataba de parar el tránsito. Me volví enfiestado por el puente de Pringles o por Sánchez de Bustamante. Pasaba y trataba de adivinar la ventana. La que estaba prendida. Creí que así podía esquivar.
Hace poco volví por la puerta de su casa. Después de una obra. Y ahí lo vi al tipo que dormía en la calle.

viernes, 18 de septiembre de 2015

Entre relaciones (CV)

Hablar
con un hombre
sobre parejas.
Y que se deje él
en darte,
sin lujos
de un reviente,
sin ficción.
Casualidad
de un trabajo
que espera
de tu experiencia
un acero.

jueves, 17 de septiembre de 2015

martes, 15 de septiembre de 2015

Al entrar

Con los crujidos
de las hojas,
un rumor
desde el jardín,
aparece ese
instante
que todavía
te espera.
Esa delicadeza
que hoy
se mezcla
con el susto.
Que solo
te tocaba
para despertarte.

sábado, 12 de septiembre de 2015

Devenís del mínimo detalle

"Va a venir
alguien
que dice
que yo soy
gay".
Ese fui yo.
Lo conté,
lo digo
y creo
que algunos
ya me ven
con los folios.
No hay vuelta atrás.

viernes, 11 de septiembre de 2015

con un zonda sin correa

A veces
te pregunto
un para qué
te arreglás tanto.
Ya nos arrasó
como un pasado
en el cielo.
Un toque
que nos desespera
como gotas
en la soledad.
Un viaje
plagado por las dudas.
Promesas
incompletas.
Un futuro en calma.

miércoles, 9 de septiembre de 2015

Mudo

Miro los cambios
de un viaje
por recuerdos
regados y
peleados
detrás
de la pantalla.
Edité y borré
muchos momentos
que desconozco.
Cobardías como heridas.
Pese a perder
ciertos sabores
algunos
se quedaron
con desencanto.

sábado, 5 de septiembre de 2015

A flanger man

Open your
stolen
love,
to bring
something new
to keep my, my
mind alive.
Start again
with
no chorus,
 ***
my cheers
to the fire
whom it blows.

viernes, 4 de septiembre de 2015

Sin Salvar Troya

Hay poesías
que salen
a las 5 AM.
Aunque no
te den las cuentas
para un manual
de fidelidad.
Te saldan
esa frase
para el celular,
donde estés.
Y lo perramus
todo,
ahí.
Con
el saludo
de los colores
dónde estás.
Sin pensar
sobre tu calzón.

"Cuento hasta diez y te escondes"

Un campo verde.
Una cerca
de alambrados
para ocultarnos
a plena luz.
Un jardinero
se hace el distraído
y sigue su trabajo.
Venía escamando
de dos.
Algo verde
tenían encima,
sazonados
por vinagre
que los une.
Aunque actividades
que se pican
como le arden
a los mosquitos.
Se juntaron
en el
espacio
para darme
el veredicto
final.
Tomatales.

viernes, 28 de agosto de 2015

Mil Mesetas

No hay nadie ahí.
Tampoco allá.
Con el tiempo
tampoco en casa.
Las visitas vienen
y se van.
No estás
ni para un cuento.
Propio,
ajeno o por otra
frecuencia.
Un amor
hecho para
los desgraciados
en las mejores
tiendas,
que creemos
un nunca
te tentaste
por hacerlo
buscar
en videos.

viernes, 21 de agosto de 2015

Se da cuenta cuando me encuentra

Hace años que
no estoy en
una Discothèque.
Posiciones encontradas
se me pasan.
Entre los estados.
Todos trabajados,
haciendo
las cosas
 para
un descorche
semanal.

domingo, 16 de agosto de 2015

El cielo es un producto de la vida

'Los organismos han sido seleccionados para que se dediquen al sexo. Los que lo encuentran aburrido pronto se extinguen'.
(Carl Sagan. Cosmos. 1980)

sábado, 8 de agosto de 2015

Un horizonte como sílabarios

Me abriga
algo que
no usás.
Un tipo
al lado.
Que no
implora.
Tampoco
te ve.
Las madrugadas
no tienen
su color.
Pendulan
los mensajes
que piden
lo que deseamos
como un
Estado pensado.
No sale,
ni tampoco
te love
ende qué.
Hablemos un poco antes. ¿See?

miércoles, 5 de agosto de 2015

Husos horarios

Mi viejo
es todos
esos umbrables
que les tenés
miedo pasar.
Lo superó,
y trabajó
tan duro.
Hoy
no podemos
coleccionarlo.
Ninguno,
a las cinco,
en medidas,
lo soñamos irse.

viernes, 31 de julio de 2015

Connotaciones (Antes de salir)

"No andes chupando frío."
Un hombre sin
un hombre
en casa.
"¿Llevás documentos?"
Un hombre sin
un hombre 
en casa.

***


Aprendiste a usar
los zapatos.

jueves, 30 de julio de 2015

Todo sigue ahí.

Con ciertos olores
que me acompañás
y con otros
fraguados.
Me dediqué
un poco
a preservarte
y creo que lo
hiciste mucho
antes que yo.
Cada vez
que vea
fotogramas.

sábado, 25 de julio de 2015

viernes, 24 de julio de 2015

Sin retóricas

En funciones
¿Para qué me
voy a hacer cargo
de un ribete nuclear?
Aunque vaya como boyas 
de improvisación
del mismo hundimiento.
El agua empezó 
a salir en borgbotón.
Como contraseñas.

sábado, 18 de julio de 2015

No quise serlo así cuando me repetí (Trabajo vocal)


lo que hice mal,
mal,
y tampoco me jacto
de ser un PROductor.
No estaba listo
para esto.
Quedará
por lo que trabaje.
Tampoco hacerlo
como peleas
con los
taco aguja
entre
las travestis,
que se clavan
por la mañana.
Puestxs.
Hay cosas
que no puedo
hacerlas
nuevamente
con acción.

jueves, 16 de julio de 2015

Sudoraciones a medias

Conectarse
con un sonido
que se enlaza
con otro
y no conciliarse.
Aún,
con un comienzo
tan prometedor
entrelazados
con las cuerdas
que se tensan.
Y con el mismo
color,
un grito bajo
el agua,
se silencia
en un apretón
de manos.
Ahora busco
una razón
y no la culpa.

Lost your trust

jueves, 9 de julio de 2015

Transitar

MC
les ganó U
en esta histeria.
Mucho ruido,
pocas nueces.
Pasó el tiempo.
Lo aprendí
sin trompadas.
El campo es
SU campo
que se defiende.
Se fueron
las ratas.
¿Volwerán?

miércoles, 8 de julio de 2015

Ariel Sabe & Dosifica (Con lo Qué Quedamos)

"Mucha gente que opina y opina:<<Esto es una porquería>>, y se caga por ahí en un montón de esfuerzo y en un montón de cosas que están muy bien y que van a aprender cuando sean más grandes, pero no hacen el esfuerzo en lo más mínimo".

(Gustavo Cerati por Maitena Aboitiz en Cerati en Primera Persona, 2012)

viernes, 3 de julio de 2015

GUS

"No se trata de que tenga yo certezas, porque sería petulante de mi parte plantear eso. Lo que pasa es que, el nivel de confusión en nuestro país, de paranoia, y de la sensación  de que todo se iba al diablo fue tan grande que era necesario, como músicos, refugiarnos en lo que mejor sabemos hacer. Y el planteo hacia afuera, en general, yo tiendo a ser más metafórico en mis letras, o sea, doy espacio a una cuestión imaginativa más que a una cuestión de crudeza real: en este caso, me pareció importante se lo más directo posible en cuanto a lo que estaba escribiendo. No importa si estoy hablando o no específicamente de algo social, porque eso no es lo que artísticamente me motiva necesariamente; para mi la mentira y la verdad son valores artísticos iguales. No encuentro que haya que ser necesariamente honesto en el arte; hay que ser honesto en la vida, es una cuestión de principios.
Uno como músico escribe algo que quiere transmitirle a la gente y lo interesante es que sea muy concreto aunque no necesariamente pasa por una cuestión social-lírica, sino para que sea lo menos recargado, lo más sutil y, fundamentalmente, lo menos sarcástico e hipócrita posible.
Por momentos las letras bajan una línea, no necesariamente social, pero sí en cuanto a una sensación individual. <<Harto del sarcasmo, sube el precio del silencio>>, es una respuesta a absorber ese reality mentiroso e irónico que propone la televisión. El sarcasmo, como instrumento posmoderno, ya no nos sirve".

(Gustavo Cerati por Maitena Aboitiz en Cerati en Primera Persona, 2012)

domingo, 28 de junio de 2015

Los absurdos

Todo el cariño
se desvanece.
Las giras
y los besos
para despertarnos.
Un traje,
un puesto,
que nos corroe
sin buscarlo
en la radio
que nos despierte
híbridos,
como siempre.
Nunca más volvimos a vernos.
Una obra vieja, ahoritas.
Se supone que somos
un futuro sin respuestas.
La humedad
nos hace
caer
...
y
despertamos
para estirarlos
en cómo
digo que
son
no pude con

viernes, 26 de junio de 2015

Con el helado derritiéndose en la mano

Como un cadaver
exisito
le puse
un par de
aspiraciones
a cada
busqueda.
Lo único
que se
vio
es que
pasaron
de largo.
"Me voy para microcentro";
"Voy a llevarlo pra Liniers".
Y para cuando llegamos,
nos pasamos
como cuatro cuadras.
Cuando volvimos
parecían cortas
las distancias.
En la sustancia
que nos unía.

sábado, 20 de junio de 2015

Líneas de Horizonte (Usarlos como esbozos)

No quise
golpeartlos.
Y si lo hice
es
porque amo
una carta.
Ecos.
De una manera
que nadie esperaba.
Los celos
me matan
cada vez
que sonreís.
Te va tan bien
sin tus
crímenes
perfectos.

viernes, 19 de junio de 2015

Movimientos (Puntajes)

En la redacción de Asís
sabíamos qué pasaba
algun despistado
no se dio
cuenta
Très

LUV XXX
empezó el día
con el mensaje

Un pollo
cada vez
más quebrado
Suena como
un acorde
visto
sin conexión
con la realidad

viernes, 12 de junio de 2015

Si te molesta dónde estás ¿Pará que "freud" seguís ahí?

Se te pueblan
los libros
las citas
los cuadernos
y respiramos
imcompletos.
Los diarios
sin leer.
Los PNL
con todos
los intentos.
Todo es posible.
Con telegramas.
Nos vemos
con los puntos
suspensivos
y cambiamos
con amébas
el saludo
alto
de la noche anterior.
¿Hasta cuando
se nos pasa?
Si fuese
por lo popular
te aconsejo
no esperar.
Un desesperamos.
(Compartido)
en una agenda
a las once
de la mañana.
Sin el café
como espíritu
que te salude.
Y un ascensor
que no funciona.
Martes.

lunes, 8 de junio de 2015

A cada Mac le llega un Windows (¿o no?)

Un sistema pedorro
que te lleva a actualizarse.
De algún modo.
En el parque Rivadavia
no se consiguen,
ninguno de los dos.
Operativos, dicen.
Algunos
sustitutos,
otros como herramientas.
¿A dónde están, ahora?
Visitas y nadie.
No llegan
para
un stand up,
seriamente.
Que te suene
como despertador
de Linux
con un cheee.
Simple.

viernes, 5 de junio de 2015

Aunque no te pinte entre las pulgas

Acá esperan
al macho alfa.
Un entrenamiento
se lo ganó
en esa calle.
Una historia
inconclusa,
con una época
de tantos festejos.
Algo comparte,
algo que a él
todavía,
un no le gusta
loverás
al arrumbardo
como un art decó.

sábado, 23 de mayo de 2015

Un olor de borrador

Si me pongo
en todos
esos lugares
que me tocan,
no me sale
un sonido.
Se desdibujan
como una goma
que trata
en un disparo
de un viejo
autor
por borrar.
Un choque
que todavía
nadie entiende
su situación
actual.
Sin buscarlo.

miércoles, 20 de mayo de 2015

La evocación

A veces,
uno recorre
lugares
imaginados
como esos
olvidos
que llevaron
a perdernos.
Con el tiempo
las cosas
que tenías
a mano
se volvieron
más difíciles
y arraigamos
actos
reflejos.
Un hábito
que no se deja.
Un cambio
que se comparte
como Demócrito.

viernes, 15 de mayo de 2015

Que nadie te lo pidió de memoria

"Las ratas saben
donde escaparse".   
 &&&
Un Cuando.
Perdite el compromiso.
Cuando te levantás,
cuando te lavás
los dientes
de manera exitoína.
De perfil.
Y cuando mirás
tus mensajes.
Cuando viajás.
Cuando volvés.
Cuando te lavás
el culo
haciendoles el cuento.

viernes, 8 de mayo de 2015

Con lapicera

Pelearme con regresiones.
Un problema de la memoria.
Encontrarte con todo:
Los utensillos,
la hoja y las inspiraciones.
Y cuando te sacan
los sucesos,
hacerlas despacio,
como un silencio
de como
contárselo
a tus amigos,
con quién
soñaste.
(a cuentagotas)
En una esquina.

La Comedia

Lo embarazoso
de escuchar
lo borracho
que estuvimos.
Paso por paso.
Y fuimos
por los lugares,
aunque
se iban
encontramano.
El kioskero
siempre nos
vio.
Compramos
caramelos
para disimular
nuestra DI-FE-REN-CIA
que no pudimos
deletrear
de otro modo.
A cierta hora,
fue distinta.
La locura fue
que China le
compró algo
y le quedó.

jueves, 7 de mayo de 2015

Sin Sueño Natural

Va a ser
un proceso
largo
separarse.
Hace tiempo
que dejamos
lo alineado.
Para basura
ya tengo
lo mío.
Y me lavo
las manos
como puedo.

jueves, 30 de abril de 2015

U got the free access to my drunk flies.

Te siento

No te veo
Pero te siento
No te veo
Pero te siento

No te siento
Pero te siento
No te siento
Pero te siento

No te huelo
Pero te siento
No te huelo
Pero te siento

No te escucho
Pero te siento
No te escucho
Perp te siento

No te gusto
Pero te siento
No te gusto
Pero te siento

No te hablo
Pero te siento
No te hablo
Pero te siento

Te siento ....
Te amo
Te ador...U!
Te AMO

(Escrito el 1 de mayo de 2009 a las 2:32 en Facebook)

viernes, 24 de abril de 2015

TheTreplevEmbrace

Si hiciese
a Reykjavik
seguro
nos sale lo mismo.
Con muchas comas,
adjetivos,
vueltas y más vueltas.
Algo que nadie
en estas tierras
se anima contarlo.
Un muro que
quizás
nuestra Nina,
a la que todos
piensan que
está de viaje, 
y se sostiene
hasta que
su pasión
se lo permita,
entre los caminos
le tiembla
dibujarse
(unaficción)

Lapsus ensayados del desencruento

Todo lo
que pasa
por un costado.
Agendas
perdidas
entre las cenizas.
Nombres
que se intensificaron
y siguen su vida.
Los días pasan,
las revisiones
sin escrituras,
ese te toco
pero no te toco
como rivalidad
que  creemos
que se alimenta
de lado.
Las obligaciones
son otras
y los olvidos
se hicieron
pequeños.
(Musicoterapia)

miércoles, 22 de abril de 2015

Whisky

Como soporte
inanimado
se sostiene
en el aire.
De alguna manera
encontró
lo corporal
de una voz.
Devolverse
película.

sábado, 18 de abril de 2015

(A lo que nunca llega)

Te prefiero
como Walter.
Mucho más
que con la
parlafernalda
del T.
Arte con harte
hace el jotita
los caballitos
con sus deditos
en el aire.
()

domingo, 12 de abril de 2015

Sin gira

Respetarte
es que
todo
lo que
pasó
quedó
en una historia
sin contar
los adjetivos
del detalle.
Ese instante,
que se vuelve eterno.
(como lujo mental)

sábado, 11 de abril de 2015

domingo, 5 de abril de 2015

Signs of simulcop

En un cuento
te llamé.
En un campo
te solté.
Una frase
que se nos cayó.
Ahí.
Con el diagrama
de venn.

jueves, 2 de abril de 2015

En esos minutos de lucidez

Cuando me ves
cuando te ves.
Como episodios
con quien
compartir
(y que no te duela tanto)
Estar, ser o aquí.
El qué hacer nos lleva.

martes, 31 de marzo de 2015

All My Violence

Can be found
like ink word
in every story.
Becomes a
monster
under somebody´s
bed.
Lost lyrics
in a station.
Open your
wide eye and
become
a surprise before
a shout.
How to become
this craziness
with no results
in your
spare time.
Ejaculates
some sense
and silence
to conquer
this voice.

domingo, 29 de marzo de 2015

Sin mi

Puedo negar
lo que soy
como slogan,
pero hay
ciertos discursos
que no me completan,
y hacen
la vida un poco
más dulce.

sábado, 28 de marzo de 2015

Y aplaudimos

Cuando
el deseo
se perdió,
tratamos
de sobrevivir.
Alguno se mandó
como coreutor.
Lo vemos,
parpadeando
letras.

viernes, 27 de marzo de 2015

Una fuerza que no se venga del abuliar

Vi a los pibes.
Satriani,
Malmsteen
y a mi Cerati.
Todos seguimos
ávidos,
aunque suene
inoportuna
para los extras
de un DVD.
Siempre
con tu folklore,
que sigue buscando
un Merecedíz

lunes, 23 de marzo de 2015

Fernando P

Es lo que vi.
Si me miran
mal,
hacemos
figuraciones
para protegernos.
Si hiciese
esta farsa,
como
desdicha
sobre lo que
titiño
se van
en lecturas.
Nadie se salva
si buscaste
con tu mapa
incongruente.

De grito disimulado

Discos
difíciles
de recuperar.
Inundación.
Son ondas
llenas
de espuma
que suben
lo que nos recuerda.
Lo vivo.
y lo tonto
del día.
Cuando vienen
sin barrenar,
te despiertan.
Esperamos
y nos queman
la panza.
Aún con
la camiseta
puesta.
Tienen
la fuerza
de tus actos.